Summary

Wilde y Joyce dejaron Dublín a los 20 años ; Yeats y Beckett, a los 22… ¿En qué, pues, la impronta de su formación irlandesa dejó huellas en su vida y en su obra ? Richard Ellmann, el gran crítico y biógrafo norteamericano, nos acerca como con un microscopio a episodios aparentemente anodinos y poco conocidos —en algún caso escabrosos, como en el de Joyce—, aunque cruciales, de la vida de cada uno de ellos para revelarnos en qué determinaron toda o parte de su obra y cómo, en la figura de Beckett, el más joven de los cuatro, convergen finalmente las «conexiones dublinesas». Y comprobamos con cierto desconcierto cómo, de hecho, son las inhibiciones religiosas, ya sean católicas o protestantes, las que con mayor incidencia los marcaron, si bien en distinto grado y con resultados muy diversos, aunque todos ellos, a su modo, hayan revolucionado la literatura de nuestro siglo.